Clavamos como un par de adolescentes borrachos

Ya había pasado mucho tiempo, de mi ultima relación sexual y es que desde que termine, mi relación con mi esposa, no había salido con nadie mas. Pero todo esto cambio, cuando conocí a esta madura deliciosa. Desde que la vi despertó en mí, una sensación difícil de explicar, pero puedo resumirla, en que apenas la veo, mi verga se pone dura como el acero. Apenas la vi llegar a mi casa, la tire a la cama, besándole todo el cuerpo, mientras le despojaba de toda su ropa, no quería esperar ni un segundo mas, en tenerla y hacerla completamente mía.

Videos recomendados