Estaba tan apretada su panocha que mi verga resbalaba delicioso

Estaba tan apretada su panocha que mi verga resbalaba delicioso. Neta que no acabo de creer que una mujer así haya querido coger conmigo. Y no porque no pueda conseguirla sino porque ella es de esas mujeres únicas. Si la ves te darás cuenta que es hermosa a más no poder, tiene todo lo que un hombre desea. Su belleza resalta desde lejos por su piel, sus dientes perfectos y blancos. La piel que la envuelve es simplemente celestial. Besarla equivale a poner un trozo de satín o seda de la más fina manufactura, de ahí que tocarla resulte especialmente toda una revelación. 

Videos recomendados