Estuve mordiendo y lamiendo sus ricas nalgas hasta el orgasmo

El tiempo paso muy rápido haciendo un 69, estaba completamente concentrado  mordiendo y lamiendo las nalgas de mi vieja. Apenas vi la silueta de sus enormes nalgas, me puse muy cachondo, solo pensaba en lamer su culo, me acosté en la cama y le dije que me pusiera sus nalgas en mi cara, ella muy obediente se coloco en la posición del 69, me encanto que tuviera esa iniciativa, porque me estuvo chupando la verga al mismo tiempo. Me sumergí entre sus nalgas y su vagina, frotándole mi lengua cálida y llena de saliva, hasta llegar a un orgasmo brutal.

Videos recomendados