Mi hermana es tan puta que me cedió el virgo de su culito

Hay cosas que terminan por sobrepasarnos siempre, una caricia, un beso, una llamada, incluso una mirada. Y bueno, los deseos son traicioneros. Ese es el caso de Mi hermana es tan puta que me cedió el virgo de su culito. Lo digo con enojo, pero igual con mucho agradecimiento, pues lo que ha pasado entre nosotros fue especial. Y como no va a serlo, si ese culito que tiene es un poema y merece ser tomado una y otra vez. Ella sabe que esa parte de su cuerpo es lo que enloquece a cualquiera, de ahí que haga esto. Y yo encantado de mirarla y luego pasar a la acción en su cuerpo.

Videos recomendados