Mientras estábamos cogiendo ella no podía disimular su regodeo.

Mi verga dura y jugosa entrando y saliendo de su vagina le provoca un regodeo increíble sus gemidos de placer la delatan y su cara, sobre todo cuando sus ojos se le van para atrás cuando la siente bien adentro. Nos complementamos al coger ya que siempre terminamos al mismo tiempo y es algo hermoso tener un orgasmo simultáneo. Cuando siento que esta por venirse empiezo a penetrarla mas duro hasta llegar al punto máximo de pasión.

Videos recomendados