No quiero acabar pero la sensación es deliciosa al meter mi verga en su panocha

Que rico aprieta mi verga esta perra, no puedo decirles que ha habido mejores que ella, porque sin duda esta mujer es increíble. Su mirada, su piel blanca y fina, y esa forma de gemir son tan sensuales, que vaya…. me excita recordarla. Sin duda es una perra como puede haber muchas otras, pero no, la muy pendeja me hace la vida deliciosa siendo como es. Saber que puedo llamarla y ella acudirá es delicioso. La deseo y quiero repetir la tarde-noche en que la seduje y luego de besos, caricias, y un delicioso faje, finalmente nos fuimos a un motel donde le he dado el cogidón que tanto necesitaba.

Videos recomendados