Una amiga de mi madre me estuvo chupando la verga bien rico.

Desde mi pubertad soñaba con meterle la verga a la amiga de mi mama, una señora muy sexy y con unas enormes tetas. La madura no podía disimular que le gustaba siempre nos cruzábamos miradas y los dos sabíamos que terminaríamos cogiendo, apenas cumplí 18 años las señora se sintió con todo el permiso de cogerse a su jovencito y yo la esta estaba esperando con la verga bien puesta, ahora todas las tarde me la cojo en su casa.

Videos recomendados