Una cojida imponente a mi putita, seguro cuanta como una semana de ejercicio en el gym.

No mames, dicen que cogiendo se pueden quemar tantas calorías como ir al gym pues ayer con la imponente noche de sexo que le estuve dando a esta nena puedo faltar al gym varios dias, la nena llevaba un buen sin coger porque no me soltaba la verga, solo quería tenerla bien adentro y la neta eso me prendió muy cabron que le agarre las piernas, se las levante y le deje ir toda la furia de mi verga. Con sus patas en mis hombros la mujer estaba realizada solo observaba sus gestos de placer y esos gemidos que me decían que le destrozara la panocha y como el caballero que soy pues solo me la pace complaciendo sus deseos, después de esta cojida creo que me voy a estar clavando a todas mi putitas en esta posición porque en verdad lo gozan las putitas.

 

Videos recomendados