Ya no quiero, ya no quiero dice mientras le retacan el culo

Ya no quiero, ya no quiero dice mientras la penetran y le retacan el culo de verga. La pobre chica apenas si podía hablar del dolor que le causaban. Pero aún con eso, intentaba disfrutar lo más que pudiera. Eso hasta que sintió un dolor que le doblegó las piernas y la hizo gemir. Sintió que la partían a la mitad y que su culito iba a reventar, así que pidió llorando… que se detuviera. Pero él tipo estaba tan aferrado que no le hizo caso a la primera, ni a la segunda o tercera llamada. Ese culito de verdad se antoja castigarlo, y ella así lo descubrió.

Videos recomendados